PAZ SIN CONCESIONES

2º de Reyes 13:14-19 Hemos venido hablando que la guerra de resistencia está contemplada en el llamado eterno. Si el rey golpeaba seis veces su enemigo sería consumido , no solo vencido. (V.18-19) La clave está en golpear hasta ver el cumplimiento de la promesa. 

El problema es que tenemos victorias a medias porque no avanzamos hasta el final. (v.25) El espíritu de este siglo nos busca manipular haciéndonos creer que si estamos bien con Dios no tendremos resistencia. Santiago 4:7 dice: “Someteos, pues, a Dios; resistid al diablo, y huirá de vosotros.” 

No hay tal cosa como: consagración es igual a evitar la batalla con las tinieblas. Consagración es el anticipo a la guerra de resistencia. Joás no golpeó más porque en su espíritu no tenía problema de tener una paz con concesiones… una mentalidad de ir hasta el final. 

Esa era la vida de Joás, aunque reconocía a Eliseo como un padre para Israel seguía haciendo lo malo ante los ojos de Dios. (v.11, 14). Ese es el argumento del enemigo “vénceme, pero no me elimines”. 

LAS TINIEBLAS BUSCAN UNA PAZ CON CONCESIONES. Israel tuvo ese gran problema con los jebuseos. Los Jebuseos no dejaron Jerusalén porque Israel desde un principio no los desalojó. Jueces 1:21 “Mas al jebuseo que habitaba en Jerusalén no lo arrojaron los hijos de Benjamín, y el jebuseo habitó con los hijos de Benjamín en Jerusalén hasta hoy”. La pregunta es ¿no tenían autoridad para expulsarlos? Josué 3:10 “En esto conoceréis que el Dios viviente está en medio de vosotros, y que él echará de delante de vosotros al Cananeo, al Heteo, al Heveo, al Ferezeo, al Gergeseo, al Amorreo y al Jebuseo”. 

¿El enemigo no conocía la autoridad dada por Dios a Israel? Josué 9:1 “Cuando oyeron estas cosas todos los reyes que estaban a este lado del Jordán, así en las montañas como en los llanos, y en toda la costa del Mar Grande delante del Líbano, los Heteos, Amorreos, Cananeos, Ferezeos, Heveos y Jebuseos, 2se concertaron para pelear contra Josué e Israel.” 

No lo expulsaron y el enemigo empezó a vivir con ellos en la misma ciudad porque aceptaron una paz con concesiones. Jueces 1:21 “Mas al Jebuseo que habitaba en Jerusalén no lo arrojaron los hijos de Benjamín, y el Jebuseo habitó con los hijos de Benjamín en Jerusalén hasta hoy.” 

Tiempo después a Jerusalén ya se le llama la ciudad de los Jebuseos. 1o Crónicas 11:4 “Entonces se fue David con todo Israel a Jerusalén, la cual es Jebús; y los Jebuseos habitaban en aquella tierra.” Esto nos revela que en el tiempo ellos fueron los que expulsaron a la tribu de Benjamín y le cambiaron el nombre a la ciudad. El enojo del profeta es el enojo de Dios porque su plan es consumirlo, pero el del rey con su ausencia de discernimiento, es postergar un problema. 

Una clave de oración para estos días es : Señor nosotros no queremos paz con concesiones. La limpieza de Dios en los aires de nuestra tierra debe de ser completa. 

Nuestro señor quiere consumir el mal sobre los aires , pero en nosotros está el decidir, como iglesia, si vencemos o consumimos al enemigo. 

Consumir allí significa: Acabar, concluir, deshacer, destruir, desvanecer, exterminar. Eso es lo que hizo el rey David con Goliat, una vez que lo venció se dirigió hasta él y con su espada le corto la cabeza. (No solo lo venció, lo exterminó). 

Jehú destruyó toda la línea generacional de Acab y Jesabel y a los profetas de Baal. La palabra consumir significa determinar, esto me da una enseñanza: yo conozco lo determinado que estas en concluir un asunto por lo dispuesto que estés en consumirlo, acabarlo, exterminarlo. 

PUNTOS PARA ORAR. Vamos interceder por limpieza plena de los aires de nuestra nación de todos esos trabajos del mal y la oscuridad. Vamos a alinearnos con el plan de nuestro señor de consumir, avergonzar y exterminar toda ideología que busque en nuestro país poner a gobernar la corrupción, la miseria y la muerte. Oramos por determinación hasta consumar nuestra victoria . Amen.-