CONSOLIDANDO CON EL ESPÍRITU DE ELISEO

Texto del día: 2ª Reyes 4:14 “Y él dijo ¿Qué pues haremos por ella? Y Giezi respondió: He aquí que ella no tiene hijo, y su marido es viejo…vs.16 Y él le dijo: El año que viene, por este tiempo, abrazarás un hijo. …vs.17 Más la mujer concibió, y dio a luz un hijo el año siguiente, en el tiempo que Eliseo le había dicho. Y el niño creció. Pero aconteció un día, que vino a su padre… vs.19 y dijo a su padre: ¡Ay, mi cabeza, mi cabeza! Y el padre le dijo a su criado: Llévalo a su madre. Y habiéndole traído a su madre, estuvo sentado en sus rodillas hasta el mediodía, y murió. Ella entonces subió y lo puso sobre la cama del varón de Dios, y cerrando la puerta, se salió…vs.27 Luego que llegó a donde estaba el varón de Dios en el monte, se asió de sus pies …vs.32-35 Y venido Eliseo a la cama, he aquí que el niño estaba muerto tendido sobre su cama. Entrando él entonces, cerró la puerta tras ambos y oró a Jehová. Después subió y se tendió sobre el niño, poniendo su boca sobe la boca de él, y sus ojos sobre sus ojos, y sus manos sobre las manos suyas…y el cuerpo del niño entro en calor. Volviéndose de nuevo se paseó por la casa a una y otra parte, y después subió, y se tendió sobre el nuevamente, y el niño estornudó siete veces y abrió sus ojos…”

Visión del día: Para el nacimiento de este niño se combinaron varios elementos espirituales, su madre manifestó una revelación activa y clara, fue una mujer generosa y solícita, fue soltada una palabra profética direccional hacia ella y vemos que el niño creció…. pero el enemigo buscó la manera de frenar y detener la victoria que habían tenido y atacar su descendencia.

Aprendemos que el hecho de que lo de Dios nazca a la vida del reino, como resultado de una palabra profética, no significa que el mal no lo ataque ; si queremos ver con vida todo lo que Dios nos ha entregado, debemos tener en cuenta las siguientes cosas:

1) Muchas personas lamentablemente pierden el discernimiento espiritual, esta fue la actitud del esposo de la Sunamita, su campo y su cosecha de pronto fueron más importantes, delegó a otro la atención de lo que Dios le había entregado, no son personas malas, sino que han descuidado las cosas mas importantes y fundamentales, como la oración, la búsqueda, la palabra, etc…..están más atados a otras cosas que a mantener, cuidar y defender lo que Dios les pudo haber entregado, son personas que el sistema desenfocó para que no tengan claras sus prioridades.

2) También debemos rechazar la ignorancia y poca revelación manifestada por Giesi, era el siervo del profeta, sin embargo, a pesar de estar a su lado, no tenía la claridad espiritual que se le demandaba, se le envió con las señales de autoridad (vs.31 el báculo del profeta) pero no logró resultados porque no percibió la realidad de esa situación; son personas que se rinden y se dan por vencidos y pierden fácilmente el fruto… no ejercen fe, no ejercen autoridad, no ejercen la palabra…

3) Debemos poseer el espíritu de fe de la Sunamita, esta oró todo el tiempo mientras lo tuvo en su regazo, no reveló su angustia, no confesó la muerte, buscó lo profético, no se detuvo hasta llegar al lugar correcto, no se conformó con el resultado, ella Discipulado para lograr la expansión del Reino de Dios 2 buscó su respuesta completa, ella buscó la victoria total….no se entregó ante lo imposible.

4) Hay que hacer lo que hizo Eliseo, aceptar el desafío de lo imposible, cerrar la puerta al mundo exterior y orar con intensidad (vs.33); hay que tener un acercamiento profundo con la vida del Espíritu Santo (vs.34), tener discernimiento, limpiar los aires, enviar la palabra soltando vida nuevamente (vs.35), perseverar hasta que se manifieste la vida, echar fuera los siete espíritus peores (vs.35).

5) La gente tipo la Sunamita pelea hasta el final, porque esto se gana en el mundo espiritual: ayuno, oración, confesión, alabanza, compasión, quebrantamiento. Si vamos a buscar la victoria Total debemos tener la plenitud del Espíritu Santo en nuestras vidas; somos llamados a ser personas de fe, debemos estar definidos en lo que creemos y confesamos, y sin duda alguna el milagro de la vida sucederá.

Declaración de fe: “Rechazo la indiferencia, el desinterés hacia las necesidades de los demás, mi corazón recibe un bautismo de la compasión divina; así como Dios tiene cuidado de mi yo lo tendré por otros, no son carga, son hijos proféticos de la revelación, son honra para mi vida porque ellos cortaron mi esterilidad y me hicieron fructífero(a); no dejaré que el enemigo me los arrebate, no permitiré que la vida de Dios se valla de ellos, oraré siempre, me mantendré conectado(a) con la fuente, estaré siempre cerca, atento(a) a cualquier síntoma de enfermedad y dolencia, prepararé los aires para que crezcan sanos y fuertes, y les traspasaré todo lo bueno de Dios que he recibido, ¡son mi milagro!”

Acción del día: La oración y el ayuno son un asunto de gobierno; esta es una semana de establecer el reino de Dios; por eso en los días que vienen mantengámonos ayunando y orando . No se de por vencido, persevere, vuelva a intentarlo ore, busque, decrete hasta que escuche el estornudo del niño. “Con Dios nunca se pierde, con Dios siempre se gana” ..Amen