BENDITA LA CRISIS QUE TE HIZO MIRAR AL CIELO 

Texto: 2° Crónicas 20:20 

Habrá momentos en la vida de un hombre o mujer que lo único que tendrá para atravesar sus crisis será una palabra directa del corazón de Dios, pero será todo lo que se ha de necesitar para atravesar el conflicto en victoria y seguir hacia adelante, porque después de la confrontación viene la recompensa. 

Si usted va a funcionar por los principios del reino en este tiempo, tendrá que saber que deberá alinearse con toda la palabra de revelación que aquí se le es ministrada, 

Es decir este es el momento de buscar una palabra direccional, deberás oír solamente al Señor o a la gente ungida de Dios, 

(Mateo 6:33) dice: Buscad el reino en primer lugar y todo lo demás…. Esa es la escalera al éxito. 

El éxito en todo, está ligado a una meta que se hace por una palabra profética, eso fue lo que recibió Abraham una palabra profética de destino y dirección en (Gén. 15:4-5) cuando Dios le habla de naciones. Meta es un surco divino donde invierto por causa de la visión–misión revelada, es decir: Manifestar el reino en todo lugar. 

Meta es la manifestación confesada de una determinación interior se lo que quiero, como lo quiero, donde lo quiero, cuando lo quiero y cuanto quiero. Meta es una guía para la acción, Meta es todo lo que usted y yo necesitamos en este tiempo para poder desarrollar Fe para las grandes cosas de Dios, porque si se lo que quiero, desarrollo Fe para alcanzarlo. 

Por eso bendita la crisis que te hizo crecer, la caída que te hizo mirar al cielo y el problema que te hizo buscar a Dios. Este tiempo será nuestro, bendeciremos al señor, daremos lo mejor de cada uno, caminaremos y celebraremos juntos porque todo nos ha hecho aferrarnos cada día mas a Dios y a sus promesas. 

Por eso debe pararse en la palabra y declarar: 

  • Yo no me quedaré en la tormenta 
  • Yo no me quedaré en la depresión 
  • Yo no me quedaré en el fracaso 
  • Yo no me quedaré en la necesidad 
  • Yo no me quedaré en la oscuridad 
  • Yo no me quedaré con mi casa dividida 
  • Yo no me quedaré con mis sueños sin cumplir 

Yo voy a atravesar lo que viene porque mi casa y yo vamos a cumplir el ministerio que Dios nos ha dado, caminaremos en la paz y el bien del Señor, voy a consumar mi destino, por eso alaba al Señor porque hemos soportado todo tipo de pruebas, hemos pasado por fuego y por aguas, pero no caímos… estamos aquí todavía….. estamos de pie y hemos pasado todas las tormentas, vamos rumbo a nuestras bendiciones, porque yo sé que los que buscan al Señor, no tendrán falta de ningún bien.